La Asociación de Industrias Agroalimentarias de Navarra, La Rioja y Aragón ha cuestionado insistentemente la importante subida de las materias primas, materias auxiliares o fletes, producida a consecuencia de la crisis del Covid-19. Una subida que ha afectado enormemente a los costes de producción de un sector que ha sido esencial durante la pandemia, y que ha realizado un enorme esfuerzo de abastecimiento de la población.

Del mismo modo, y como miembros de PROFEL, Asociación Europea de Industrias de Procesamiento de Frutas y Hortalizas, nos unimos a la denuncia que han realizado a nivel europeo, mostrando una gran preocupación sobre el aumento de una serie de factores de costes añadidos.

Durante los últimos 4 años el sector ha experimentado condiciones climáticas desfavorables que tuvieron un severo impacto en el crecimiento de hortalizas en Europa. Los costes de cultivo y cosecha han aumentado debido a circunstancias climáticas que han provocado rendimientos más bajos.

La disponibilidad reducida de productos fitosanitarios y menos sustancias activas, combinado con costes adicionales para cumplir con los requisitos de sostenibilidad, hacen que la situación sea aún más desafiante.

Además, desde el estallido de la crisis de Covid-19, los costes de producción aumentaron debido a la aplicación de los estrictos protocolos de higiene Covid-19 en las fábricas.

Todo esto se une a ese aumento de los costes de los materiales de embalaje como plásticos, latas de metal, cartón y madera, así como un aumento en el coste de la energía al que ha tenido que hacer frente el sector en los últimos meses., unidos al aumento de los costes de logística y del transporte, ya sea por carretera o por mar.

En este contexto, el sector pide una concienciación general entre todos los eslabones en la cadena de valor para tener en cuenta estos desarrollos, y pide una nueva apreciación de los productos vegetales procesados ​​con precios justos para nuestros agricultores y la industria para asegurar la viabilidad del sector europeo de verduras enlatadas, congeladas y secas.

ALINAR, MIEMBRO DE PROFEL

Una de las importantes ventajas de estar asociado a ALINAR es poder formar parte de Asociaciones y Federaciones Nacionales como FENAVAL o FIAB, y también a nivel europeo como es el caso de PROFEL, Asociación Europea de Industrias de Procesamiento de Frutas y Hortalizas. PROFEL representa a más de 500 empresas en 11 países europeos a través de asociaciones nacionales o membresía directa de la empresa y emplean a más de 80.000 personas. El volumen de negocios combinado sus miembros asciende a una cifra de aproximadamente 22.000 millones de euros.

La Asociación trabaja en estrecha colaboración con otras partes interesadas de Bruselas para preparar informes y comentarios oficiales sobre temas de interés común y tiene un papel activo en varias plataformas de políticas y coaliciones, incluidas las siguientes:

  • Representación en el Grupo Asesor de la Comisión de la UE «Frutas y hortalizas»
  • Miembro de la “Mesa redonda de la cadena agroalimentaria para productos fitosanitarios” que apoya la creación de redes eficaces con los agricultores, el sector de frutas y hortalizas frescas, el sector de los cereales y otros grupos relevantes, para fomentar la cooperación en productos fitosanitarios.
  • Miembro de FoodDrinkEurope , la organización paraguas de la UE para la industria de alimentos y bebidas
  • Miembro de CIUS – el Comité de Usuarios Industriales de Azúcar

PROFEL se encarga de  monitorear los desarrollos legislativos relevantes para el sector de procesamiento de frutas y verduras, coordinar proyectos técnicos e investigaciones científicas para afrontar retos conjuntos, proporcionar información y apoyo a sus miembros  y asesoramiento sobre cuestiones de política que puedan afectar a sus negocios, tales como políticas regulatorias, agrícolas y relacionadas con el comercio,

Además promueve un espíritu de cooperación entre los diferentes países, proporciona experiencia y aportes a legisladores y tomadores de decisiones,

PROFEL promueve una imagen positiva para el sector de frutas y hortalizas procesadas al elevar el perfil de los productos que producen sus miembros a través de la comunicación de los siguientes beneficios:

  • Excelentes cualidades nutricionales : las frutas y verduras procesadas mantienen los nutrientes vitales durante el procesamiento y, por lo tanto, contribuyen significativamente a la ingesta diaria recomendada de nutrientes esenciales.
  • Cumplimiento de la industria con los más altos estándares de calidad y producción.
  • Disponibilidad del producto todo el año a precios estables
  • Comodidad y larga vida útil